Artículos

Qué es un pozo a tierra y para qué sirve

pozo a tierra

Qué es un pozo a tierra y para qué sirve

En todo tipo de construcción, contar con un pozo a tierra correctamente construido es primordial para la integridad física de quienes habitan allí. Hoy en día, las normas de seguridad son bastante rígidas y están en constante revisión. Continúa leyendo y aprende todo sobre este sistema de seguridad eléctrica.

¿Qué es?

El pozo a tierra viene a ser un sistema para la seguridad eléctrica que protege tanto a personas como a equipos contra una descarga eléctrica. Todo es parte de una instalación también conocida como “puesta a tierra”.

Se encarga de desviar las corrientes anormales originadas como consecuencia de una descarga, una falla o un fenómeno natural. La intención es evitar daños mayores, por eso se orienta hacia un punto puesto bajo tierra, de ahí obtiene su nombre.

Para qué sirve

Es la mejor forma de descargar las corrientes anómalas que pueden producirse por diversas causas, entre ellas, una falla en las instalaciones. Se usa principalmente en:

  • Seguridad personal. Es su función primordial debido a que reduce las probabilidades de que una descarga eléctrica afecte a una persona por accidente.
  • Seguridad animal. Igualmente protege a tus mascotas contra una descarga accidental.
  • Protección de aparatos. Los electrodomésticos y otros equipos de la casa estarán a salvo de una descarga que los pueda dañar.
  • Diseño de pararrayos. Un sistema adecuado de pararrayos para cualquier casa o edificio debe contar con un buen pozo a tierra.

El objetivo final es la protección de personas y bienes contra descargas accidentales.

Cómo funciona

El pozo a tierra está constituido por una delgada barra de cobre que va empotrada en una especie de fosa. En la parte superior de la barra se conecta un cable de buen grosor que va al tablero principal.

Desde allí parte otro cable de menor calibre distribuido entre los distintos puntos de electricidad. Para diferenciarlo se usan los colores verde o amarillo y va conectado en el tercer polo que actualmente traen los tomacorrientes. Este tiene tres puntas y se conecta internamente en las carcasas de los equipos.

Cuando hay una descarga accidental que llega a estas carcasas, el cable la dirige hacia el pozo, evitando daños por electrocución. El cable que va a tierra crea baja resistencia a estas corrientes, evitando daños a las personas y artefactos.

Partes

Los pozos a tierra tienen una importancia principal en las instalaciones eléctricas, convirtiéndose en parte indispensable de la seguridad. Están constituidos por:

  • Una vara de cobre. También llamada electrodo, que se entierra en una parte determinada del suelo para que descargue la electricidad y pueda disiparse. Se fabrican en cobre porque es un buen conductor eléctrico, de manera que la descarga sea rápida.
  • Cable. De forma helicoidal, tiene 16mm de grosor y 7 hilos. Va enrollado en espiral alrededor de la vara para una mejor conductividad.
  • Caja. Permite ingresar al pozo para hacer mantenimiento. Es allí donde se conecta la varilla o electrodo con el cable que va al tablero. Generalmente se construye de cemento aunque también se hacen con PVC.
  • Conector. Se le llama A/B y es una abrazadera que conecta el cable con la vara.
  • Cable a tierra. El número de este cable debe ser 8AWG y es la conexión entre el pozo y el tablero principal. Puede ser verde o amarillo.

Correctamente construido, el pozo a tierra constituye una gran protección.

Tipos

Existen distintos tipos de pozos según las necesidades. Todos ofrecen grandes ventajas según la forma y los materiales empleados.

  • Horizontal. El electrodo se coloca de dicha forma y es la manera más rápida de instalarlo. Sale económico y tiene muy buen rendimiento.
  • Vertical. La varilla se entierra de esta manera siendo la modalidad más común porque requiere mínimo espacio.
  • Con gel. Se emplean para mejorar la resistividad siendo de uso general.
  • Con cemento. Si se construye en un terreno difícil o pedregoso se emplea un tipo de cemento llamado conductivo para disminuir su resistencia.

Todos son realmente funcionales.

Protección continua

Sin duda que el pozo a tierra es una medida de seguridad que reviste importancia capital. Es la mejor forma de proteger a las personas, los equipos eléctricos y todo lo que esté involucrado en un proyecto de construcción. No olvides revisar las normas y regulaciones sobre electricidad.

En MERU Group ¡somos expertos en Iluminación! accede a nuestra tienda online y encuentra los mejores productos para tu proyecto: ampolletas Ledfocos exteriores Leddrivers Led, y otros materiales eléctricos.